La Frase de Hoy

5 de abril de 2009

Aunque no nos guste, Blues es Blues

De la manera en que algunos dan por apreciar el "Blues"

Se que me he visto harto neurótico con un tema ciertamente intrascendente, inútil y hasta algo vicioso en su contexto de proyección como para expresar una idea. Es decir, un blog de Blues es un blog de Blues y tiene que servir para informar y/o aportar algo a lo que cada vez es mas reducido en la internet respecto al tema. Esto viene a chisme por mi reciente desacuerdo con los de "Blues Minimalista" acerca de besarle los pies a los "Nuevos Sheiks" (banda local de Rock) y de asumir que esos nuevos sheiks nos dan cátedras a todos, asunto que casi me confronta con mi amigo Vicente Corona (Overdrive Blues Band) y honestamente no vale la pena regresar a lo "mesmo" de ser el más odiado por las pendejadas que publico.

Sin embargo me encantaría analizar un mensaje que Vicos (Vicente) me dejó en el messenger hace poco que sugiere un extracto de mi propio posteo sobre "Los rumores" en el blog de "Salvatierra Mártir": La envidia es dolor sobre el bienestar ajeno y definitivamente no aceptaré que yo les tenga envidia ni a los nuevos sheiks ni a blues minimalista, a estos últimos los aprecio, los respeto y los apoyo pero no haré comparsa de lo que yo pienso son despistes de novato por parte de Luis Rodríguez.

Pero ya decidí que cada quién crea lo que más le parezca no sin antes dejar un tanto aclarado que capacidad es capacidad y si bien es pertinente ser mesurado en lo que uno presume pues también lo es poner una marca de respeto. Tal y como un colega vino y me regañó porque se sintió ofendido (y acepté algunas cosas) luego entonces también me toca defender un poco lo que yo hago.

Pero lo diré de una manera diferente para que no suene a sombrerazos gratuitos....

Lo que yo se y lo que yo hago, por malo o bueno que sea, me costó a mí, me costó desveladas, pleitos en familia, hambres, disgustos frustraciones, etc etc etc y eso también llegó a suceder mientras ensayaba con los que ahora componen "Blues Minimalista". Me costó haberme peleado varias veces con Rod que se oponía disfrazada pero firmemente a que ellos dos tocaran con nosotros (pero como cada quien sólo quiere escuchar lo que es más conveniente pues forjamos las verdades, no?) y al final, ya ven, esa razón y mi constante necedad a meter más músicos (que terminaron cagándome encima) terminó con el dueto Rod-Messy que a final de cuentas era lo que mejor sonaba y de hecho sonaba más blues que el minimalismo de los Luises. Ahí dispensen las autoporras pero es cierto.

Pero esto del respeto es algo mucho más importante de lo que aparenta porque muchos creen que somos algunos los que debemos girar a como va la corriente de la "High Society" y si lo digo yo vale madres pero que lo diga cualquier otro pues es válido. Nel, agarren su patín, a mí me cuesta aprender lo que hago, si a alguien no le gusta pues que no me escuche y punto pero arrojar un pinche criterio a lo tarugo y por quedar bien ya es algo bastante irresponsable.

Sí, es verdad; tengo muchos apodos mamones y soy medio pagado de mí mismo pero no entiendo cómo se ha generalizado tanto el odio solo por una tonta carta que al final ninguno de los verdaderos agraviados -Omar Jacobo, Ulises Camarena, Alfredo Flores y Miguel "Duvalín" Villagómez- tuvo calzones para responderme.

Nel mi buen Vicos, no aceptaré la acusación de ser envidioso porque ya lo dije y lo repito los colegas alabados en el juicio de Luis no tocan nada que yo no pueda tocar, que yo tenga otras ocupaciones que requieran más atención ya es otra cosa y por eso no acepto aquello de: "...nos dieron cátedras a todos los que intentamos tocar música..." (Luis Rodríguez Dixit) ya que deja en mal lugar a colegas que han hecho lo suyo y se han forjado un nombre nos guste o no tal idea (Memo González, Carlos Gómez, Lucía Romero, Patricio Medina, etc). Repito, si Luis se considera muy novato pues que no hable por los demás, punto.

Yo creo que ya estuvo bueno de demeritar a muchos y engrandecer a pocos solamente porque una élite de burgueses se deleitó en los sesentas con las tardeadas de los sheiks y hoy vive de las nostalgias que les evocan ver a los hijos (y un miembro original) revivir esas glorias. Sí Los Sheiks fueron un grupazo, eso no lo niega nadie, pero los demás también somos parte de la cultura musical de Salvatierra y aquellos no nos hacen sombra solo porque coincidieron con una época, insisto (apoyando la tesis de un colega), en la que el Rock era una moda.

"En Salvatierra nadie sabe tocar blues..." fueron palabras textuales de los colegas harto alabados, que ellos se desdigan y se hagan patos por no quedar mal ya es síntoma de necesidad pero que no me quieran hacer quedar mal a mí con eso de: "Es cosa de Tona..." porque ps no manchen, sostengan con pantaloncitos lo que se atreven a alardear y respeten a todos los demás que también tocan música y lo hacen bien. Personalmente me da igual si alguien acepta o no lo que yo diga pero sí me parece injusto que no todos tengan su lugar. Si de hacer reconocimientos hablamos hay más de uno que lo merecen igual que El famoso Sheik:

Antonio Vázquez
El Calce
Toño Rosillo
Silverio García
Memo González (tiene poco mas de veinte años tocando)
Juan Carlos Cornejo
Saveland (sí, aunque les sorprenda)
Lulú Troche
César Carreño
Polo Carranza

Jesús y Fidel Pérez

Y más de uno que se me olvidan por el momento. Yo a Gilberto Camarena lo respeto bastante porque, como dije alguna vez, hasta clases me dio y su legado no pienso mancharlo de ninguna manera pero eso no concede derecho a NADIE a denostar la capacidad de todos los que en Salvatierra quieren tocar rock o blues.

Lamento expresarme de esta manera pero sí llega a ser cansado que exista la exclusividad de aceptación sólo porque dos tres tarugos no simpatizan con la comunidad musical ACTUAL y lamento más que los luises prefieran hacer caravana servilmente que ponerse a crear algo que valga la pena. Y no es contradicción, una cosa es reconocer y apoyar colegas y la otra es ser arrastrado. Podríamos consultar con Juan Carlos Cornejo, excelente músico por cierto, las demasiadas razones de por qué resulta exagerada tal veneración pero, claro, mis colegas del blues minimalista gustan de aceptar sólo lo que les gusta a ellos y de parte de gente que les simpatiza a ellos. Vaya con la pluralidad y la democracia de la que tanto presumen (especialmente el tarado del teclado).

Como sea Blues es Blues así lo toque Big Bill Broonzy o Alex Lora del Tri